Chandon Délice innovando en la categoría

Una estrategia de marca que rompió con la categoría de vinos espumantes

 

POR CLIENTE

POR DISCIPLINA

POR INDUSTRIA

Moët & Chandon

Chandon es una de las marcas de Sparkling Wines más reconocidas a nivel internacional que pertenece a la prestigiosa compañía Moët & Chandon. Chandon Delice es una nueva variedad que presenta la marca cuya diferencia principal radica en la uva que lo hace más dulce, más fresco y fácil de tomar.

Chandon se acercó a Interbrand con el pedido de realizar el diseño de la etiqueta de Delice, con la cual se debía lograr llegar a una propuesta de diseño más cool, moderna, dulce e incluso algo irreverente en comparación con el range de productos de la marca. Frente a un mercado que evolucionó en el 2011 vimos en Délice una oportunidad para hacer resurgir la marca.

El objetivo principal fue desestacionalizar el consumo de Sparkling Wines, abriéndolo a la creación de nuevos momentos y rituales de consumo y analizar la posibilidad de convertir Chandon Délice en el Sparkling Wine entry point a la categoría para gente jóven. El desafío que se nos planteó fue grande: lograr asociar la marca Chandon, históricamente vinculada a las celebraciones formales y clásicas, con un tipo de festejo más cotidiano, menos estructurado, más moderno, contemporáneo, tal vez diurno, íntimo.

Se desarrolló la estrategia de marca que delineó la personalidad y esencia de Délice y una estrategia de producto que decantó luego en las piezas de diseño.

“Feel fresh Feel Délice” fue el concepto que creamos para transmitir frescura en todas sus expresiones. Para el diseño, buscamos reflejar frescura y modernidad desde la implementación de una paleta de colores absolutamente rupturista en la categoría, implementando colores flúor, neón, en complemento a pasteles calmos y suaves, alineados siempre con las tendencias y modas vigentes a nivel mundial.